Sigue a educarchile en

Cantidad de usuarios online 1.500.000

Recursos educativos interactivos

compartir

Artículo

Los dioses romanos

Los romanos adoptaron la cultura griega y copiaron sus dioses, aunque le cambiaron los nombres y con el tiempo les dieron personalidades diferentes.

El Imperio Romano fue uno de los más grandes de la historia de la humanidad. Su poderío era tan extenso que abarcaba todas las costas del Mar Mediterráneo. Los griegos, al igual que muchos otros pueblos, acabaron siendo dominados; pero al mismo tiempo, ellos también “conquistaron a los conquistadores” a través de su vasta cultura, que se impuso en Roma.

En efecto, los romanos adoptaron la cultura griega y copiaron sus dioses, aunque le cambiaron los nombres y con el tiempo les dieron personalidades diferentes. Si para los griegos tenían un significado creador, los romanos, de acuerdo a su modo de ver el mundo, los concebían como seres más poderosos y violentos. Para evitar la mala suerte, les ofrecían ceremonias y sacrificios.

Algunos de los dioses romanos (copiados de Grecia) más importantes son:

SaturnoSaturno (Cronos)
Era hijo de un matrimonio formado por la Tierra y el Cielo, y descendía del Caos. Estaba casado con su hermana, Rea. Saturno había sido una antigua deidad Italiana que fue identificada con Cronos, y era relacionado por los romanos con la agricultura y la cosecha.

Un oráculo le advirtió que sería derrotado y depuesto por uno de sus hijos. Por eso, cada vez que su esposa Rea daba a luz, él devoraba a los pequeños antes de que abrieran los ojos. Al dar a luz a su hijo Júpiter, Rea se escondió en una cueva para salvarlo. Una vez a salvo, Júpiter creció y disfrazado de copero, le dio una pócima a su padre que le hizo vomitar a todos los hijos que se había tragado: Plutón, Juno, Neptuno, Ceres, y Vesta. Ellos se aliaron con Júpiter y se rebelaron contra Saturno, derrotándolo. Luego de esto, de acuerdo a los romanos, Saturno viajó a Italia y reinó durante la “Edad de Oro”, en la que las personas solían ser muy felices; por eso se dice que su reino era el de la inocencia y la pureza. 
 
JúpiterJúpiter (Zeus)
Hijo de Saturno y Rhea, hermano y esposo de Juno. Era el padre de los dioses y de los hombres. Gracias a su madre que lo parió en una cueva, Júpiter arrancó del destino exterminador de su padre Saturno. Cuando creció, él y sus hermanos se rebelaron ante el padre y sus hermanos los Titanes. Júpiter llevaba un escudo hecho por Vulcano y su arma era el rayo. Aunque se casó con Juno, la engañaba continuamente, incluso con mujeres, esto es, que no eran diosas.
 

JunoJuno (Hera)
Hija de Saturno y Ops, hermana y mujer de Júpiter. Con Júpiter tuvieron dos hijos (Marte y Vulcano) y una hija (Ilitía). Era la diosa del matrimonio y reina de los dioses. Como diosa del matrimonio. Juno tenía un carácter guerrero que se notaba en su vestuario: a menudo aparecía armada y llevando una capa de piel de cabra que era la prenda preferida por los soldados romanos en campaña. Juno era una diosa muy celosa y debido a estos celos incluso se desataron guerras. Es conocido el odio de Juno a los troyanos ya que su esposo le había sido infiel con Ganímedes, un príncipe troyano a quien convirtió en el copero de los dioses. Como si esto fuera poco, otro troyano llamado Paris, al ser interrogado sobre quién de entre Venus, Juno y Minerva, era la diosa más bella, se decidió por Venus, provocando la ira de las otras dos.

HefestoVulcano (Hefestos)
Hijo de Júpiter y Juno. Era un dios cojo que forjaba metales y realizaba todo tipo de trabajos. Era arquitecto, constructor y artesano. Construía en bronce las casas de los dioses y les fabricaba zapatos de oro con los cuales se desplazaban a la velocidad del viento o incluso del pensamiento. Se dice que por haber nacido demasiado feo, su madre Juno lo echó del cielo y cayó durante un día entero hasta aterrizar de un porrazo en la Isla de Lemnos, lo que explica su cojera. Sin embargo, a pesar de ser el menos agraciado de los dioses, tuvo a Venus como esposa. Todos querían a Venus pero nadie podía poseerla y debido a su inmensa belleza, Júpiter temía que fuera la causa de violencia entre los demás dioses. Algunos dicen que fue por eso que decidió casarla con el malhumorado Vulcano. Otros, dicen que se la dio en gratitud por haber forjado los rayos. Otros, dicen que el mismo Vulcano le regaló a Juno un trono mágico en el que quedó atrapada, para luego liberarla a cambio de casarse con Venus. Eso no impidió, sin embargo, que Venus engañara constantemente a su esposo; su amante más célebre es el dios de la guerra, Marte, y es por esto que a veces Vulcano es representado con unos grandes cuernos.
 
VenusVenus (Afrodita)
Era la diosa del amor y la belleza. Hay varias historias sobre su nacimiento: una cuenta que nació de las espumas del mar y cabalgó sobre una caracola llegando primeramente a la isla de Citerea, pero cuando se percató de  que era una isla pequeña, se fue al Peloponeso y finalmente, se instaló en  Paphos, isla de Chipre. Dicen que las hierbas y las flores crecían bajo sus pasos. Allí fue recibida por las Estaciones, quienes la vistieron y llevaron a la asamblea de los dioses. Todos quedaron encantados por su belleza y la querían como esposa. Venus tenía una faja bordada por Vulcano cuyo poder era inspirar amor. Otra historia dice que nació cuando los genitales del dios Urano (dios del cielo) fueron lanzados al mar por su hijo Saturno.
 
CupidoCupido (Eros)

Hijo de Venus. Era el dios del amor. Armado con arco y flecha, disparaba los dardos del deseo en el pecho de los hombres y mujeres. Se enamoró perdidamente de una virgen llamada Psyche, por cuya belleza la propia Venus estaba celosa. En su furia envió a Cupido a que la castigara y éste, en vez de eso, la hizo su esposa.

 
NeptunoNeptuno (Poseidón)

Hijo de Saturno, hermano de Júpiter y Plutón. Era el dios del océano. Junto a sus hermanos dividieron los dominios de Saturno al destronarlo. Fue así cómo Neptuno se quedó con el océano, Júpiter con los cielos y Plutón con el reino de los muertos, siendo la Tierra y el Olimpo propiedades compartidas.


 
MinervaMinerva (Atenea)
Resulta que Júpiter, advertido de que su primera esposa Metis daría a luz a un hijo muy poderoso, decidió comérsela cuando estaba embarazada. Acto seguido sintió un fuerte dolor de cabeza, pidió ayuda a Vulcano y, cosa extraña, este le dio un hachazo en la cabeza. De la herida apareció Minerva, hija de Júpiter, completamente armada y lista para ayudar a su padre en la batalla que este se aprestaba a librar contra los gigantes.

Minerva era la diosa de la sabiduría, las artes, las técnicas de guerra y era la protectora de Roma y patrona de los artesanos. Podía ver el futuro, prolongar la vida de los mortales y otorgar la felicidad después de la muerte. Todo lo que disponía sucedía infaliblemente. Su planta es el Olivo y su ave el búho.
 
MercurioMercurio (Hermes)
Hijo de Júpiter y Maia. Mercurio era un dios singularmente astuto. Inmediatamente después de su nacimiento, se escapó de su cuna y se robó algunos de los bueyes de Júpiter. En el camino mató a dos y habiéndose comido una parte y quemado otra, colgó las pieles, ofreciéndoles una ceremonia. Era el mensajero de los dioses y llevaba capa y zapatos alados pero lo más importante es que era mensajero entre un mundo y otro, ayudando a aquellos que se acercaban a la muerte. Quienes debían emrender un largo viaje le ofrecían sacrificios. Es por esto que de “Hermes” -su equivalente griego- procede la palabra “hermenéutica” que se refiere al arte de interpretar los significados ocultos de las cosas. En su mano llevaba una vara con dos serpientes entrelazadas. Se dice que también fue el inventor de la Lira, usando la caparazón de una tortuga a la que le puso nueve cuerdas en honor a las nueve Musas inspiradoras del Arte.
 
BacoBaco (Dionisios)
Hijo de Júpiter y Semelé, creció rodeado de naturaleza y animales a los que amaba. Una de las versiones dice que la celosa Juno descubrió que su esposo Júpiter había tenido una aventura con Sémele, que estaba encinta. Juno adoptó la apariencia de una anciana y se amistó con Sémele quien le confesó que el padre de su hijo era Júpiter. Juno fingió no creerlo y plantó las semillas de la duda en mente de Sémele quien le pidió a Júpiter que se revelara en toda su gloria como prueba de que era un dios. Zeus, cumpliendo la petición de Sémele tuvo que revelarse con sus rayos y relámpagos dejándola carbonizada pero habiendo rescatado a su hijo, a quien recuperó y liberó meses más tarde crecido de su propio muslo arriba de un monte en una isla.

Por designio de Júpiter, Baco comenzó a cultivar la vid y se convirtió en el dios del Vino. La leyenda dice que la vid creció donde el mejor amigo de su infancia había sido sepultado y donde Baco derramó sus lágrimas. Representaba el poder social y placentero otorgado por el Vino, la fuerza de la vida y la importancia de las relaciones humanas. Es por esto que Baco es percibido como otorgador de risas y promotor de la civilización.

Marte

Marte

Marte era al comienzo para los romanos un dios relacionado con la fertilidad y la agricultura, y luego se identificó con Ares, el dios griego de la guerra. Marte es representado usualmente vistiendo caso y armas de batalla. Es hijo de Júpiter y Juno, y fue amante de Venus. Dicen que Vulcano los sorprendió in fraganti luego de tenderles ua trampa que los dejó inmovilizados en una red, a la vista de todos los demás dioses. Se le consideraba también padre de Rómulo, fundador de Roma.

Información

Técnica

Descripción BreveEn efecto, los romanos adoptaron la cultura griega y copiaron sus dioses, aunque le cambiaron los nombres y con el tiempo les dieron personalidades diferentes.
IdiomaEspañol (ES)
Autoreducarchile
Fuenteeducarchile
Clasificación Curricular
NivelSectorUnidad o eje
7° básicoHistoria, Geografía y Ciencias SocialesCaracterísticas básicas de la antigüedad clásica y su legado

Queremos tu

Opinión